Cierre de filial en España por causas económicas ¿dentro o fuera del concurso?

El cierre de una filial en España por causas económicas plantea numerosas dudas a los socios en cuanto al procedimiento idóneo a seguir. Este artículo aborda los dos principales mecanismos que ofrece la ley española, recalcando las ventajas y desventajas de cada uno de ellos.

Cierre de la filial fuera del concurso de acreedores

De acuerdo con la ley española una empresa estará en causa de disolución cuando las pérdidas dejen reducido el patrimonio neto a una cantidad inferior a la mitad del capital social.

En términos generales, la situación de desequilibrio patrimonial arriba indicada puede resolverse mediante un aumento de capital, un préstamo participativo, una aportación de socio o una condonación de deuda de algún acreedor o socio (todo ello fuera del concurso de acreedores).

En caso de no resolverse dicha situación, los administradores deberán convocar la junta general en el plazo de dos meses para que adopte el acuerdo de disolución o, si la sociedad fuera insolvente, ésta inste el concurso.

Desventajas del cierre de la filial fuera del concurso

La principal desventaja del cierre de la filial fuera del concurso es que se deberá proceder al pago íntegro de todos los acreedores y, en caso de haber trabajadores, pagar las correspondientes indemnizaciones por despido. Si la empresa no dispusiera de medios suficientes para hacer frente a los pagos, los socios deberán aportar capital nuevo o, en su caso, renunciar a potenciales créditos que tuvieran con la filial.

Ventajas del cierre de la filial fuera del concurso

Las principales ventajas son las siguientes:

  • Seguridad jurídica en cuanto al curso de la liquidación
  • Mayor control y flexibilidad en las operaciones de liquidación
  • Menor duración del procedimiento de liquidación
  • Mayor libertad para actuar sin la supervisión de un administrador concursal.

Cierre de la filial dentro del concurso de acreedores

De acuerdo con la ley, en España una empresa estará en situación de concurso cuando no pueda cumplir regularmente con sus obligaciones exigibles, es decir, cuando no pueda hacer frente a las obligaciones de pago que tiene contraídas. La situación de concurso puede ser actual o inminente.

Una vez los administradores constaten la existencia de la situación de insolvencia, deberán solicitar la declaración de concurso voluntario dentro de los dos meses siguientes a la fecha en que hubieran conocido o debido conocer dicha situación, sin perjuicio de lo dispuesto en el artículo 5 bis de la Ley concursal española.

En términos generales, el procedimiento concursal en España se caracteriza por dos fases: la fase común y la fase de convenio o de liquidación. Todo procedimiento de insolvencia se llevará a cabo bajo la supervisión de un juez de lo mercantil, que será el encargado de nombrar la administración concursal.

Desventajas del cierre de la filial dentro del concurso

Las principales desventajas del cierre de la filial dentro del concurso de acreedores son las siguientes:

  • Extensión en el tiempo del procedimiento
  • Mayor inseguridad jurídica en cuanto al desarrollo del procedimiento y a la imprevisibilidad del carácter riguroso del juez y/o del administrador concursal
  • Preparación cuidadosa de todos los documentos a la hora de solicitar la apertura del concurso
  • Colaboración cuidadosa y diligente de los administradores con respecto al juez y administrador concursal
  • Posible rescisión de negocios jurídicos de la administración concursal
  • Posible declaración de responsabilidad contra los administradores y, en su caso, contra los socios o sociedades del grupo.

Ventajas del cierre de la filial dentro del concurso

Las principales ventajas son las siguientes:

  • El coste para los socios en relación al pago de los acreedores de la filial se reduce a los activos existentes en el momento de la declaración del concurso
  • Durante la fase de liquidación, el administrador concursal designado asume la función de liquidador (convirtiendo los activos existentes en dinero y pagando a los acreedores con el activo disponible).

Existen ventajas y desventajas a la hora de cerrar una filial en España, tanto si se realiza en el marco del concurso de acreedores como fuera del mismo. Las circunstancias de cada caso concreto determinarán la mejor opción.

Luis Trigueros Von Korff

Este artículo no constituye asesoramiento jurídico

Derecho Concursal y Reestructuraciones

Mariscal & Abogados está especializado en el asesoramiento jurídico tanto a acreedores como a deudores en materia de derecho concursal y de reestructuraciones en España. Si necesita realizar una consulta, no dude en  Contactar con nosotros.